#Naukas16 Drogas y falsas promesas

Escuchar a Ohiana Iturbide hablar de adicción a la droga impresiona. No importa el número de veces que lo hayas hecho. En los diez minutos de esta charla el público presente no rio, no aplaudió, no tuiteó, no se movió. Solo guardó un atentísimo silencio.

Oihana Iturbide: ''Drogas y falsas promesas''

Edición realizada por César Tomé López a partir de materiales suministrados por eitb.eus

3 Comentarios

Deja un comentario

#Naukas16 Drogas y falsas promesas - Cuaderno d...

[…] Escuchar a Ohiana Iturbide hablar de adicción a la droga impresiona. No importa el número de veces que lo hayas hecho. En los diez minutos de esta charla el público presente no rio, no aplaudió, no tuiteó, no se movió. Solo guardó un atentísimo silencio. Edición realizada por César Tomé López a partir de materiales suministrados por eitb.eus … Seguir leyendo  […]

MasgüelMasgüel

Lástima no contar con la opinión de Pablo Malo y, sobre todo, de Alejo Alberdi, sobre esta charla. Esa manera de hablar de “la droga” en lugar de las muy distintas drogas, de distinguir entre “la droga” y los “fármacos” de los tratamientos de sustitución, de pasar a toda velocidad sobre los condicionantes sociales y legales, por lo que le llevo leído y escuchado, supongo que a Alberdi le molesta tanto como a mí. Pero lo más importante es la dimensión política de lo que la ponente nos propone. Nos pregunta, suponiendo la disponibilidad de una vacuna que impide la embriaguez, si asumiríamos la responsabilidad, la culpa, de no haberla suministrado en la infancia a un hijo que más tarde acabó desarrollando una adicción. Pues ya que nos pregunta, supongo que una respuesta no está de más. Políticamente, ¿en qué se diferencia una vacuna que impide la embriaguez de la mutilación del clítoris o el enclaustramiento en una secta?. En los tres casos se cercena la capacidad del individuo para experimentar por sí mismo, tomar decisiones y asumir las consecuencias. ¿Desde qué supuestos ideológicos surge una propuesta semejante?. La devoción del converso. Nada impide que una persona que ha superado una adicción se sume a la misma cruzada puritana prohibicionista que antepone la sobriedad y la salud a las libertades políticas.

MasgüelMasgüel

Tras dar un paseo por el blog de Iturbide resulta evidente que la pregunta final de su charla es una invitación a la reflexión. No refleja su opinión. Me cuesta captar esos matices. Le ofrezco mis disculpas.

Deja un comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>