Se suponía que esto era el futuro, una reseña

Editoralia

Juan Ignacio Pérez Iglesias, lector

Cuando vi por primera vez una imagen de la portada de este libro pensé “no puede ser, es amarillo”. “Es raro que algo de fuste merezca una cubierta amarilla”. Lo pueden comprobar, echen un vistazo a su biblioteca y verán que el amarillo es uno de los colores más escasos. No es que esté por completo ausente, en nuestra biblioteca hay algunos, pero son raros; no hay más de tres de cada cien libros que tengan el lomo de ese color, y menos aún los que lo sean enteramente.

Cuando compramos “Se suponía que esto era el futuro” y lo abrimos, nos dimos cuenta, sin embargo, de que el color de la portada encajaba con el tratamiento que la editorial había querido dar a la maqueta. El uso del color en este libro es espectacular; juega un papel fundamental en la presentación porque ayuda a definir espacios y secciones, y a poner el foco en los conceptos clave que se tratan a lo largo del texto.

El libro de Alvy y Wicho es tan denso de contenido como ligero en su presentación y lectura. Está lleno de nociones e ideas, algunas ciertamente complejas, pero tratadas con un lenguaje que permite hacerlas accesibles a personas de muy diferente nivel de formación y contexto cultural. A quienes tengan por costumbre leer el blog Microsiervos, no les resultará nueva la forma de tratar los temas. A quienes no conozcan el blog o no acostumbren a leerlo, seguramente sí. Por resumir, Alvy y Wicho llevan lustros haciendo comprensibles y amenos conceptos que, de suyo, no lo son. Tras tanto adiestramiento, se nota que dominan el arte de la anotación breve, un difícil arte. Esto, en lo que a la forma se refiere.

Y si nos vamos al fondo, lo que tenemos son una pléyade de nociones de ciencia y, sobre todo, tecnología, esenciales para hacernos una idea cabal de a dónde nos han conducido los avances habidos durante el último medio siglo, aproximadamente, en áreas tales como informática, telecomunicaciones, exploración espacial, y otras relacionadas (o no tanto). Los autores son escépticos, y eso tiene reflejo en la forma en que tratan los temas y también en algunos de sus contenidos. Y dedican algunos apartados a desmontar mitos muy arraigados. El libro es, en cierto sentido, un destilado asequible de cultura tecnológica contemporánea. Y para quienes -como quien suscribe- el futuro siempre resultó una quimera inalcanzable, una valiosa guía para orientarme por sus vericuetos extraños.

Una última observación: me parece un libro muy útil para personal docente de enseñanza primaria y secundaria obligatoria, y también para padres y madres de criaturas y adolescentes; mucho de lo que se trata en este libro debería transmitírseles a los chicos y chicas que se desenvuelven con aparente (a la par que engañosa) normalidad en un entorno cuyos recovecos, con sus sombras y sus luces pueden ofrecer, más que una vista fiel de la realidad, un caleidoscopio de espejismos. Mejor incluso: regálenles el libro.

Post scriptum: Después de leer “Se suponía que esto era el futuro” he llegado a la conclusión de que solo podía tener cubierta amarilla.

Ficha:

Autor: Álvaro «Alvy» Ibáñez & Javier «Wicho» Pedreira

Título: Se suponía que esto era el futuro

Año: 2021

Editorial: Montena

En Editoralia personas lectoras, autoras o editoras presentan libros que por su atractivo, novedad o impacto (personal o general) pueden ser de interés o utilidad para los lectores del Cuaderno de Cultura Científica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *