Humanos enterrados en el tiempo

Ilustrando ciencia

Se ha descubierto el enterramiento ritual más antiguo de África; el de un niño de aproximadamente 3 años enterrado hace 78.000 años, al que han llamado Mtoto. Este enterramiento se caracteriza por la posición fetal en la que se encontró colocado el cuerpo y por estar arropado con hojas. Ambos elementos son característicos de los entierros humanos realizados por los Homo neanderthalensis y los Homo sapiens durante el Paleolítico (1.000.000-10.000 años antes del presente-AP-). Pero, ¿en qué momento se inicia este comportamiento ritual y cómo va evolucionando a lo largo de las tres etapas en las que se divide este periodo?

enterramiento
Inhumación de Homo sapiens (40.000-10.000 AP). Ilustración: Jon Mikel Tutor Sánchez

Durante el Paleolítico inferior (1.000.000-200.000 años AP), existen pequeñas muestras de cierto comportamiento ritualista del Homo erectus, caracterizado por el canibalismo de los restos humanos. Pero, sólo pueden quedar como elementos para la especulación, porque no constituyen evidencia suficiente para considerar esto como un comportamiento ritual, como tal. Por ello, para responder a la pregunta de cuándo comenzó realmente, debemos situarnos en un contexto posterior, caracterizado por un clima de frío extremo, y protagonizado por el Homo neandertalhensis: el Paleolítico medio (200.000-40.000 años AP). Es esta especie la que comenzará a organizarse en tribus estructuradas, con una división piramidal, en la que se reconocerá un líder de grupo. Con ellos cambia también el asentamiento, comenzarán a establecerse en las cuevas, para protegerse del clima.

Es en estas cuevas donde empezarán a aparecer las primeras muestras de enterramiento ritual de la historia, las inhumaciones. Estos rituales podían ser excavaciones deliberadas de huecos para la colocación de cadáveres en su interior o simplemente el depósito de los cuerpos en el suelo, cubiertos con rocas u otros elementos, con intención de preservarlos. Además, los difuntos se encontraban en unas posiciones concretas. Aparecen con los brazos cruzados sobre el pecho, los brazos y las piernas flexionados o en posición fetal y siempre colocados en una orientación de este-oeste. Las inhumaciones no serían algo generalizado en la población de la época, porque no se daba en todos los casos, pero lo suficiente como para que se aprecie ya una clara intención ritual en ellas.

Así pues, podemos decir que los primeros indicios de enterramiento ritual del periodo Paleolítico comienzan con el Homo neanderthalensis y que una clara muestra de ello es la inhumación del cadáver de Mtoto, del que hablamos con anterioridad. Aunque no es con esta especie con quien evolucionará. Con el tiempo, durante el Paleolítico superior (40.000-10.000 años AP), el Homo neanderthalensis desaparecerá y dejará paso al Homo sapiens. Durante este periodo se producirán una gran cantidad de cambios tecnológicos, económicos, en los métodos de trabajo, en las herramientas y en las creencias esotéricas de la población.

Es entonces cuando se produce la evolución clara de los rituales mortuorios con respecto al Homo neanderthalensis. A pesar de mantener la inhumación como método de enterramiento en común, esta se generalizará entre la población. Además, se comenzará a refinar el ritual, introduciendo elementos novedosos, como las ofrendas acompañando a los cadáveres. El Homo sapiens comenzará durante este periodo a crear también las primeras sepulturas conocidas, más elaboradas que las inhumaciones y algunas de ellas dotadas de un completo ajuar en su interior.

Posteriormente los rituales irán evolucionando hasta llegar a lo que conocemos en la actualidad, pero poco más sabemos de las actividades mortuorias de la época del Paleolítico y los interrogantes más importantes siguen abiertos.; ¿Por qué la posición determinada de los cuerpos?, ¿qué representaban los objetos con los que se enterraban a los cadáveres? Las excavaciones continúan y quizás, algún día, conozcamos las respuestas a estas preguntas.

Referencias consultadas:

Ariana Fernández, A. (2013). Los enterramientos Neandertales en Eurasia; Una comparación con los Homo sapiens arcaicos. Universidad de Cantabria.

Rivera, A. (25 de Febrero de 2011). Los enterramientos del paleolítico medio. Arqueología Cognitiva.

Nuñez, H; Paniagua, A. (2001). Tras las huellas de nuestros orígenes – Las primeras creencias. Olimpiadasquindio.

CENIEH (05 de Mayo de 2021). El enterramiento humano más antiguo de África.


Autor: Jon Mikel Tutor Sánchez (IG: @JonMikelTutor) es graduado en Bellas Artes. Postgrado de Ilustración Científica de la UPV/EHU – curso 2020/21

Artículo original: Un niño recostado delicadamente, el primer enterramiento humano de África de María Martinón-Torres. Cuaderno de Cultura Científica, 6 de mayo de 2021

Ilustrando ciencia” es uno de los proyectos integrados dentro de la asignatura Comunicación Científica del Postgrado de Ilustración Científica de la Universidad del País Vasco. Tomando como referencia un artículo de divulgación, los ilustradores confeccionan una nueva versión centrada en la propia ilustración

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.